5 Agosto

(Dn. 10:8-9) La visión que causó tanto miedo a los compañeros de Daniel también afectó al profeta. Él vio la “gran visión” y también escuchó “el sonido de Sus palabras” (v.9), y ambas cosas le afectaron profundamente. Al ver la gloria del Hijo de Dios, Daniel parece haberse desmayado. Como él mismo testifica: “no quedó […]

Leer más